Header Ads


Recluso muere y deja cientos de esculturas secretas en Finlandia



Nadie sabía de su talento y menos de lo que había dejado un obrero finlandés. Toda su obra era en secreto, el artista había dejado en un bosque oculto una serie de esculturas. Veijo Rönkkönen era considerado un recluso. 


Trabajó durante 41 años en una fábrica de papel y apenas salía de su rutina  excepto para trabajar y regresar a su granja. Nunca estudió para ser artista, pero cuando murió en 2010, dejó atrás lo que básicamente es un museo al aire libre. El bosque que rodea su casa está repleto de esculturas de figuras humanas de todas las edades y culturas que retratan todo tipo de emociones que puedas imaginar.

Nació en 1944, Rönkkönen comenzó su carrera en el molino a la tierna edad de 16 años. La leyenda local dice que usó su primer cheque de pago para comprar semillas de manzana y una bolsa de concreto y así comenzó su jardín de esculturas, que nutrió incansablemente para medio siglo.

Ahora conocido como el "Veijo Rönkkönen Sculpture Garden", el sitio atrae a unas 25,000 personas cada año. Los visitantes se sienten atraídos no solo por el arte, sino también por la atmósfera de los propios bosques, atormentados por la comunidad de figuras que las manos de Rönkkönen tan cuidadosamente moldearon.




La obra de arte es vista por muchas personas como misteriosa. Los niños se abrazan en el aire, mientras que los adultos mayores se sientan en trajes tradicionales. Algunos tienen bocas llenas de dientes humanos reales, que parecen sonreír a los transeúntes. Otros tienen parlantes adentro, que murmuran sonidos incomprensibles.

Incluso hay un área que alberga 255 figuras casi desnudas que practican yoga. El yoga es en realidad uno de los únicos pasatiempos de Rönkkönen que conocemos, aparte, por supuesto, de hacer arte.








Rönkkönen es más que una instalación o un parque de esculturas; es una comunidad, y aunque algunas de las obras de arte son perturbadoras, el bosque es indudablemente bastante mágico, una amalgama de muchos mundos diferentes que se unen en un solo lugar. Esto se siente especialmente significativo teniendo en cuenta que es un mundo exterior que el artista nunca experimentó en la vida real.







@vosmagazine | Fotos: Veijo Rönkkönen Sculpture Park | Ilkka Jukarainen /





Con tecnología de Blogger.