Header Ads


Beneficios del Tai Chi y Qigong para la salud

Tai Chi y Qigong


Quiero contarles un poco sobre mí antes de lanzarme a algunos de los posibles beneficios para la salud del Tai Chi y el Qigong.


Soy médico y asistí a la Escuela de Medicina de Dartmouth. Me entrené como pediatra en Duke y luego como psiquiatra en el Mass General Hospital. Estaba feliz de ver a los pacientes y criar a mis gemelos de 13 años de edad cuando me diagnosticaron una enfermedad autoinmune, única en 2005 y el mieloma múltiple en el 2008 volcando mi vida al revés.

He vivido ahora por 10 años con una enfermedad autoinmune que desafía el diagnóstico y un marcador de sangre para el mieloma múltiple que requirió repetidas biopsias de médula ósea. Afortunadamente, Enbrel me ha mantenido fuera de dolor y los marcadores de mieloma múltiple han sido estables y en realidad han disminuido. Los médicos eliminaron el diagnóstico de mieloma quemante y ahora han vuelto a llamarla gamopatía monoclonal de significado desconocido (MGUS).

He aprendido algunas cosas a través de este viaje que nunca aprendí en la escuela de medicina. Aprendí a confiar en mis instintos y escuchar lo que mi cuerpo me decía. Comencé a aplicar mi mente científica a la búsqueda del descubrimiento de lo que me ayuda, y he tratado de prestar una atención exquisita a la retroalimentación que recibo de mis aventuras. 

Cambié el concepto de mente-cuerpo a uno realmente que trata de entender lo que significa en la teoría y en la práctica. Así es como llegué a estudiar Qigong y Tai Chi y por qué ahora enseño estas antiguas técnicas de curación.

Quiero ser muy clara; no es una opción entre la medicina oriental y occidental para mí, sólo es la medicina que a mi me funciona. Estoy agradecida por el alivio que ofrece, y junto a mi reumatólogo y hematólogo, he escuchado sus consejos. He sido capaz de reducir significativamente la dosis de la medicación de 50 mg a 12,5 mg, y mis médicos me dicen en cada visita: "sigue haciendo lo que está haciendo".

Hago Qigong o Tai Chi todos los días. Lo considero medicina, pero ¿Puedo decir con seguridad que ha funcionado para mí? No con un estudio doble riesgo, pero creo que mis investigaciones me han llevado a un plan que me ha ayudado y tal vez podría ayudar a otros también.

En mi última visita, mi reumatólogo me dijo que el Tai Chi y el Qigong probablemente han ayudado a que mi densidad ósea se estabilice en la osteopenia. Déjenme decirles algo de lo que he aprendido a través de mi experiencia.



Moverse con fluidez y suave carga de peso ayuda a equilibrar y puede impactar positivamente la densidad ósea. Lograr un estado relajado de la mente reduce el estrés. Estas son algunas de las premisas simples que subyacen a los beneficios para la salud del Qigong y el Tai Chi.

Mi maestro, el Dr. Ming Wu, introduce el tai chi caminando durante la primera clase de Tai Chi porque él cree que es mucho más fácil de aprender y hacer correctamente logra todos los beneficios de una forma mucho más complicada de tai chi.

Qigong es un antiguo sistema chino de atención para la salud que integra posturas físicas, técnicas de respiración y la intención, enfocada a abrir bloqueos en el cuerpo basado en el mismo sistema meridiano utilizado en la acupuntura. 

Los movimientos son bastante fáciles de aprender y permiten el acceso a todos. Para comenzar a beneficiarse del Qigong usted no tiene que ajustarse, sino ser flexible; Ni siquiera tienes que ser capaz de ponerse de pie. Los ejercicios pueden ser modificados para casi cualquier persona con paciencia que quiera aprender.

A veces Qigong y Tai Chi son llamados una meditación en movimiento, en la que la mente y el cuerpo son llevados a un estado de equilibrio también conocido como homeostasis. Las ventajas de mejorar la fuerza, la flexibilidad y el equilibrio son bastante obvias, pero las ventajas de la paz que proviene del movimiento que fluye el aspecto meditativo de Qigong y Tai Chi son igualmente importantes.

Cuando el cuerpo está en un estado de equilibrio todos los sistemas funcionan mejor.

Mucha de la tendencia a este equilibrio interno está sucediendo todo el tiempo, fuera de nuestra conciencia. Con muy poca información consciente de nosotros, nuestros cuerpos están trabajando para mantenernos en un estado de homeostasis. La reacción de lucha-huida frente a la respuesta de relajación es un ejemplo del cuerpo que tiende hacia la homeostasis.

Pero en nuestro mundo estresado, muchos de nosotros vivimos en un estado continuo de estrés sin ni siquiera ser conscientes de ello. Sin práctica, la respuesta de relajación no siempre ocurre. El Qigong y el Tai Chi pueden ayudarnos a volver a la homeostasis y la respuesta de relajación.

Además de nuestra tendencia al estrés hay una segunda tendencia profunda a moverse menos a medida que desarrollamos limitaciones físicas. A menudo los dos ocurren juntos, pero solos pueden conducir a una espiral descendente.

Los beneficios para la salud de Qigong y Tai Chi se produce tanto por el apoyo de la tendencia natural del cuerpo a volver al equilibrio y también suavemente, pero profundamente a la creación de fuerza, flexibilidad y equilibrio en los músculos y articulaciones, a través de movimientos fluidos suaves. Esta es la combinación ganadora: cuerpo y mente. La práctica física y mental apoya continuamente el retorno al equilibrio.

Este es un ejercicio que no requiere equipo. Se puede hacer en cualquier lugar, dentro o fuera. Tiene un historial de miles de años y comparte mucho en común con el yoga, ¡pero muchos lo encuentran menos difícil y no tienes que subir al piso!








| @vosmagazine | por: Dr. Denise Nagel





Con tecnología de Blogger.